Oso Malayo

( Helarctos malayanus ) El oso Malayo es la especie más pequeña de osos en el planeta. Además también es el que pasa más tiempo en los árboles. También es conocido como oso del sol en inglés y en malayo recibe un nombre bastante peculiar “basindo nan tenggil”, el cual significa “Aquel que se sienta alto”.

En la actualidad están siendo amenazados por la caza ilegal y la destrucción de su hábitat. Es cazado principalmente para satisfacer el comercio ilegal de partes de animales exóticos; y en ocasiones por ser considerado como una plaga, por parte de los campesinos.

Características

Oso Malayo

Su apariencia es el de un animal robusto, con el hocico y las patas cortas.

Su coloración más frecuente es negra, aunque también pueden ser grises o rojizos. Tienen una marca muy característica en el pecho en forma de (U); pero esta marca también puede variar en un círculo o simplemente una marca sin ninguna forma. Este parche puede ser de un color beige, ocre, naranja, crema o blanco.

Es el oso que tiene el pelo más corto entre su familia. El pelaje corto se debe a su distribución en climas cálidos. Tienen unas poderosas mandíbulas y una lengua muy larga, la cual puede medir entre 20 y 25 centímetros. Usan sus poderosas mandíbulas y garras, para abrir árboles en busca de alimento.

Tamaño del Oso Malayo

Su tamaño promedio es de 100 a 140 centímetros de largo sin contar la cola, la cual mide entre 3 a 7 centímetros. Del suelo a los hombros, no suele superar los 70 centímetros, incluso en los ejemplares de gran tamaño.

El peso promedio en los osos Malayos esta entre 25 a 65 kilos.

Comportamiento

Son de hábitos principalmente diurnos, aunque también pueden salir en las noches. Su habilidad para escalar arboles es muy buena; de hecho le gusta descansar y tomar el sol en las copas de los árboles. Además son excelentes nadadores.

Pasan la mayor parte de su vida, viviendo en solitario. Solo se reúnen con otros individuos en la temporada de reproducción o cuando una hembra, está criando a sus oseznos. El oso malayo prefiera huir de las personas en lugar de atacarlas. Sin embargo puede atacar con ferocidad si está acorralado o si es una hembra con crías.

Según las observaciones hechas por los científicos, esta especie no suele invernar. Una razón de esto podría ser; que en su entorno siempre hay comida disponible, en cualquier época del año.

Oso del Sol – Dieta

Oso del Sol

Son animales que se alimentan de varias fuentes de alimento; de hecho están clasificados como una especie omnívora. La dieta del oso del sol está conformada por hormigas, termitas, escarabajos, frutas, abejas y miel. Su apetito por la miel, le han ganado el sobrenombre de “oso melero”.

También pueden complementar su dieta con aves, reptiles y crías de ciervos.

Cuando las frutas son escazas, su dieta se vuelve principalmente insectívora. Abren con facilidad troncos podridos por la mitad o destruyen montículos de termitas, en su búsqueda de alimento.

En algunas zonas desempeñan un papel importante, en la dispersión de semillas.