Glotón

Los glotones (Gulo gulo), también son conocidos como oso zorrillo o carcayú. Son mamíferos carnívoros de carácter agresivo, con cuerpos musculosos y es la especie más grande en la familia de los hurones. Los glotones tienen la reputación de animales feroces y son animales capaces de cazar presas mucho más grande que ellos mismos.

La población de los glotones empezó a descender con rapidez, desde el siglo XIX. Las causas principales son la caza y la destrucción de su habitad. Las poblaciones más grandes, se encuentran en Rusia y Canadá.

Características

Son animales de cuerpos fornidos, sus piernas son cortas y su cabeza es ancha y redonda. Aunque sus piernas son cortas tiene patas grandes, con poderosas garras; que le facilitan trepar árboles y escalar acantilados.

Su tamaño es similar al de un perro de tamaño mediano y su peso promedio es de 15 a 25 kilos. Aunque en algunas ocasiones se pueden encontrar machos que pesan 30 kilos.

Los machos son más grandes que las hembras y pueden ser hasta dos veces más pesados. Su pelaje es oscuro, esponjoso y aceitoso; su pelo repele con facilidad el agua y es perfecto para resistir las bajas temperaturas. Poseen glándulas de olor, que les permite marcar su territorio. Es por este olor que algunas personas lo llaman oso zorrillo.

Carcayú

¿Que comen los glotones?

Los glotones son en mayor parte carroñeros; sobre todo en invierno, donde las presas son muy escasas. Algunos estudios han confirmado que estos animales, siguen el rastro de los lobos y los linces; para alimentarse de los restos que dejan de sus cacerías, incluso les roban la comida a otros depredadores.

También caza por el mismo y la lista de los animales es muy larga; van desde insectos y raíces hasta alces y bisontes heridos o viejos. Además ataca depredadores pequeños como comadrejas, linces y crías de lobos y coyotes. Incluso ataca a los animales atrapados en trampas o a los que están debilitados por el invierno.

Enemigos naturales

Aunque tienen la piel gruesa, garras fuertes y una poderosa mandíbula; los lobos tienden a ganar sus encuentros mortales, por su tamaño superior y el peso de los números.

También los osos pardos suelen atacarlos y en ocasiones se comen sus cadáveres; por esta razón, los glotones tratan de evitar a los osos pardos. Aunque los osos sus enemigos más poderosos, el animal que mata más ejemplares es el lobo.